energia.jpg

Blockchain energía

¿Qué está cambiando en este sector y qué papel juega la cadena de bloques?

El sector energético en la actualidad

 El sector de la energía & utilities ha tenido un desarrollo tecnológico muy importante. Los modelos de generación de energía han evolucionado en las últimas décadas añadiendo la posibilidad de explotar nuevas fuentes de energía y de mejorar el rendimiento en las fuentes más tradicionales gracias a fuertes innovaciones en las plantas de producción. Este desarrollo tecnológico sin embargo, no se ha centrado tanto, en aspectos más relacionados con la distribución o el consumo de la energía. Los agentes que forman parte de este sector constituyen actualmente el público objetivo al que se están dirigiendo todos los procesos de innovación y de transformación digital. 

Agentes que componen actualmente el sector energético 

La descentralización de la economía y habilitadores como IoT y blockchain están cambiando los reglas de juego de este sector afectando a la tipología y al número de actores que forman parte de él.

Agentes del sector energético

 

Generadoras y distribuidoras
Comercializadoras
Consumidores

Algunos casos de uso de blockchain en el sector energético

contrato.png
Agilidad, transparencia y automatización de los trámites contractuales entre consumidores y comercializadoras

 

Utilizando la tecnología basada en las cadenas de bloques podemos asegurar la identificación inequívoca de los firmantes en los contratos entre las comercializadoras y los consumidores evitando fraudes en la comercialización de tarifas y mejorando la confianza y la transparencia entre las compañías eléctricas y el consumidor.

A través de Smart Contracts podemos optimizar los trámites, la facturación y garantizar la fiabilidad de las lecturas de los contadores. En ocasiones es necesario que pasen varias semanas para que determinados trámites, aparentemente sencillos como la contratación de la discriminación horaria o el cambio de potencia o de tarifa se hagan efectivos. Con blockchain no solo se garantiza la correcta ejecución de estos trámites sino que también se reduce su tiempo de gestión.

modelo energético.png
Descentralización del modelo energético actual añadiendo nuevos agentes desde el punto de vista de la oferta y de la demanda

 

El modelo de negocio del sector energético está cambiando y ya se empiezan a ver las primeras aplicaciones relacionadas con el autoabastecimiento o la aparición de nuevos agentes como comercializadoras de bajo coste, compras colectivas o cooperativas de consumo de energía. Poco a poco estos nuevos agentes se están incorporando y forzarán un cambio en las reglas del juego. El autoabastecimiento gracias a la descentralización de la economía que permite la evolución tecnológica estará cada vez más presente y esto abrirá la puerta al trading energético. El cruce en tiempo real entre la oferta y la demanda será crucial y constituirá un elemento diferenciador para cualquier empresa de este sector.

Al aumentar el número y sobre todo el tipo de agentes (los propios consumidores, tanto personas físicas como empresas se convertirán a su vez en productores, que podrán vender la electricidad que generen y no necesiten a sus vecinos o a otros consumidores que en un momento dado tengan picos de consumo y viceversa. 

Con este cambio de paradigma surgirán a su vez agregadores que conectarán oferta y demanda en tiempo real y cruzarán la mejor oferta pero también automatizarán estos intercambios de manera rápida y segura utilizando para ello blockchain. Actualmente ya están en marcha diferentes proyectos de trading energético con la cadena de bloques como habilitador tecnológico.

movilidad energética.png
Movilidad energética. Centralización de consumos en un solo contador y en una sola factura.

 

Actualmente la dependencia energética fuera de casa es alta y crece a ritmo creciente. Utilizamos dispositivos eléctricos de los que depende nuestro trabajo y nuestro día a día que requieren cargarse y conectarse a la red eléctrica todos los días para comunicarnos o desplazarnos.
Hablamos de dispositivos como el teléfono móvil, el ordenador, el smartwatch, el portátil o del coche eléctrico. El IoT está creando esta necesidad inherente y ya es imparable porque el número de dispositivos conectados y que dependen de una fuente de energía crece de manera exponencial.

Actualmente no es posible identificar todos los consumos eléctricos que tiene una persona independientemente de dónde esté y centralizarlos en un solo contador o factura. Es decir, los consumos eléctricos se individualizan en función de cada contador en vez de centralizarse todo bajo el mismo titular que hace el consumo. De esta forma una persona que tenga una segunda residencia, cargue su coche eléctrico en casa de un familiar durante una visita o su móvil en una estación de carga de un aeropuerto podrá centralizar todo el gasto en una sola factura. Surge así el concepto de movilidad energética que blockchain hace posible.

 

¿Necesitas ayuda?

 

contactar.jpg

Contacto

Continuando acepto la política de privacidad.