Al igual que Blockchain, la ciberseguridad es una de las tendencias tecnológicas que más expectación, y al mismo tiempo inquietud, está suscitando en los últimos años.

Es más, son muchos los que encomiendan a la combinación de ambas tecnologías la panacea a todos sus problemas. Sin embargo, ¿hasta qué punto están en lo cierto?

En el siguiente post acercamos al usuario nuestra visión sobre el impacto de la tecnología Blockchain en los sistemas de información, y el posible potencial proveniente de su combinación. La idea es profundizar en el impacto que la cadena de bloques tiene y tendrá en este ámbito.

Antes de nada, nos gustaría compartir una de las principales premisas del campo de la ciberseguridad, no con el objetivo de desanimar a nadie, sino que, buscando una mayor concienciación sobre la materia. Esta premisa podríamos resumirla en la siguiente frase: “la seguridad 100 % no existe”. Aunque esta premisa pueda asustar, entendemos necesario e imprescindible compartir nuestro conocimiento con total sinceridad.

Al fin y al cabo, nuestra función es conocer tanto el potencial como las limitaciones de las tecnologías con las que trabajamos, con el objetivo de poder sacar un mayor rendimiento a la aplicación de las mismas. ¿Y en qué situación nos encontramos con estas tecnologías?

Inmutabilidad del dato

Las redes que se construyen por medio de la tecnología de la cadena de bloques, son sistemas en los que la información se replica. Es decir, son sistemas descentralizados en los que todas las partes que lo conforman, tienen una copia igual de la misma.Además, el registro de la información se realizar a raíz de un consenso generado y aceptado por todas las partes, por lo que, en principio, los actores del sistema confían en la información que se registra.

La combinación de algoritmos de consenso y réplica de la información, nos permiten garantizar la integridad e inmutabilidad de los datos a lo largo del tiempo. De esta manera, se consigue que la información no pueda ser ni borrada ni alterada, quedando constancia de todas las operaciones realizadas. En caso de que alguien intente alterar algún dato, los demás usuarios podrán comprobar la inconcurrencia que se genera proveniente de dicha intencionalidad.

Confianza en el sistema

Por otra parte, a diferencia de los procesos y procedimientos actuales, los cuales dependen de un tercero para poder disfrutar de la correspondiente confianza, en Blockchain son los propios sistemas los que nos la proporcionan. La combinación de múltiples tecnologías nos garantiza una verdad compartida sobre la que poder trabajar, evitando la existencia de un único punto de fallo.

Conclusión

La cadena de bloques es una tecnología transformadora que abre una nueva ventana relacional para las organizaciones, sobre la que construir nuevos procesos. Su potencial, no se puede negar. No obstante, la aplicación de esta tecnología no resuelve los problemas actuales de la ciberseguridad.

Aun así, es cierto que la tecnología de la cadena de bloques contribuye en este ámbito añadiendo una nueva capa en el stack de tecnologías para la seguridad, la cual se tiene que contemplar desde una perspectiva de Blockchain, y no una visión actual.

El potencial y riesgo proveniente de la combinación de estas tecnologías es el tema que abordaremos en la “Jornada: La Ciberseguridad al descubierto”. Si queréis conocer más y profundizar, os invito a participar.

Articulo escrito por:


 

Urko Larranaga.png

________________________________________

 

Urko Larrañaga

Consultor Blockchain

 

Soy parte del equipo de innovación de Izertis, dónde me encuentro como consultor de Blockchain. Me dedico a estudiar esta tecnología y su aplicación en distintos entornos. Soy una persona inquieta, a la que le gustan los nuevos retos y autosuperarse. Es por ello que me apasionan la investigación y la seguridad informática.

 

linkedin.png

 

Nuevo llamado a la acción
comentarios
0